roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-destacada-02
Román Sarrió & Gabriela Comella – Todo un tándem creativo.
Fotografía, Storytelling

Román Sarrió y Gabriela Comella nos abren las puertas de su casa, y con ellos compartimos un riquísimo desayuno. Charlamos largamente con esta pareja que comparte una curiosidad insaciable por el mundo del diseño y que se halla en plena eclosión de creatividad en sus respectivos campos artísticos.

¿Qué os introdujo a ambos en el mundo del Arte en su sentido más amplio?
R.S: No recuerdo un momento concreto. Supongo que es lo que nos sucede a las personas creativas, que poco a poco te vas sintiendo atraído por todo lo que el Arte supone y es donde ves tu potencial. Para decantarme por la arquitectura sí fueron decisivas las tardes charlando y viendo el trabajo que realizaba el padre de una buena amiga, Tonet Sunyer. Sus casas, sus composiciones, sus ideales… ¡Era un maestro!
G.C: Fue un proceso bastante parecido. Esa curiosidad por la estética y el mundo del diseño cada vez estaba más presente en mi día a día. Como diseñadora de moda voy por la calle y van generándose ideas en mi cabeza, me fijo en todo lo que me rodea. Todo ello hace que cualquier cosa pueda ser una fuente de inspiración y todo tenga una porción de arte. De formación soy periodista, escribir y leer me encanta, especialmente poesía. Si tienes sensibilidad estética se manifiesta de muchas maneras y es maravilloso. Y, evidentemente, se suma que mi familia se dedicaba al mundo de la moda y el interiorismo… Todo ello te va calando.

roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-16

Román, ¿Qué consideras esencial de la fusión entre arquitectura y urbanismo?
R.S: Son inseparables, es solo una cuestión de escala. Hay que entender las lógicas internas de cada entorno y brindar las condiciones para potenciar ciertas interacciones/relaciones entre los habitantes del espacio y con éste mismo. Se puede seguir escalando hasta el objeto, el ejercicio de fondo sigue siendo el mismo y eso es lo bonito. Quizás la especialización aparece debido a la cantidad de regulación y legislación actuales, y con el fin de optimizar costes de un equipo.

¿De ahí que te apasione el diseño de mobiliario?
R.S: Sí, es otra expresión de lo mismo. Una forma más inmediata de crear y materializar las ideas. Sin tanta burocracia, y costes, un ejercicio más libre.

roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-02

Román, creaste una mesa que se llama Gabriela, ¿verdad?
G.C: ¡Tengo un bolso que se llama Román, empecé yo esta cadena! Y es de los más vendidos. La gente a veces me dice: se nota que está diseñado por un arquitecto, cuando es mi creación.
R.S: Se la regalé a Gabriela unas Navidades y es la que tenemos en el comedor de casa. Nos encantan las mesas redondas por su potencial de unificar conversaciones y la igualdad jerárquica de los comensales. Pero el espacio no era el adecuado. La mesa Gabriela por su geometría orgánica pretende preservar las cualidades de las mesas redondas y a la vez que se ajusta al espacio rectangular que ocupa. También le hice una lámpara expositor para su tienda. Son diseños que nacen para un espacio o un momento, pero por sus cualidades pueden encajar en otros. Si me lo pide un cliente se podrían replicar y si no, pensar en una pieza nueva que se adapte mejor a su espacio concreto.

En esa mesa ovalada y orgánica del comedor, ¿a quienes querríais invitar a una cena, si pudieseis? Referentes de hoy o de antaño.
G.C: Me encantaría hablar con grandes diseñadoras como Miuccia Prada o Jil Sander, mujeres que admiro por su capacidad de mantener su identidad a lo largo del tiempo. También tengo una lista de directores creativos interminables desde Alessandro Michele a Jenn Park, de una una escala más discreta. Por último, me gustaría intercambiar opiniones con nombres más contemporáneos como Christophe Lemaire o Gabriela Hearst, porque veo a tiempo real como están creando y evolucionando. R.S: Por mi parte serían invitados a sentarse y cenar Walter Gropius, Oscar Niemeyer, Antonio Bonet Castellana y Christo y Jeanne-Claude.

roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-17
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-04
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-05
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-06

Gabriela, ¿Cómo nació tu firma de bolsos Gabriel for Sach?
G.C: En el fondo todo nació de un modo no tan romántico como a veces uno pueda pensar, pero, a la vez, es una necesidad muy bella. Tuve la suerte de trabajar para mi madre y su firma de ropa no tenía accesorios, por lo que empecé a diseñar esos bolsos que buscaba y que no encontraba en el mercado. Por ejemplo, una riñonera que no sea demasiado hippie, que sea llevable y práctica o un bolso en piel bien versátil. Hay tendencias, claro, y tras trabajar unas tonalidades me apetecen otras, pero siempre me he mantenido muy fiel a mi mundo creativo, con formas geométricas y orgánicas a su vez, probando con distintos materiales. Ahora estoy empezando con una cápsula de prendas ready-to-wear y una colección de joyas.

¿Cómo es tu colección para esta primavera?
Mi colección fue ideada en gran parte en el Empordà a finales de la primavera pasada. Al hallarnos confinados tuve la suerte de pasar un largo tiempo y observar los cambios de estado y de estación. La colección refleja esos cambios: el marrón de la tierra, el rosa y naranja de los campos florecidos y el azul del cielo. Como cada temporada, mantengo unos diseños icónicos omo el bolso Safari, el Decerio o el Tulip, que van cambiando de materiales y, por otro lado, he añadido dos modelos más a la familia: la bandolera Mila y el cesto Boat. Esta vez he jugado mucho con las pieles de vaca con tinte vegetal, que tienen un tacto y color muy especial, además de ser sostenible. También he introducido las pieles texturizadas con efecto “cocodrilo” que le han dado un punto de contraste a la colección. Hay estampados de flores con mucha vida y, ¡h trabajado con croixé por primera vez!

roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-19
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-15
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-11
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-18

Román, estás con trabajos en Filipinas y otros más. ¿Expansión o el lugar idóneo para un proyecto particular?
R.S: Siargao fue de hecho el inicio. Al salir de la carrera, un amigo licenciado en Turismo se enamoró de esa isla, compró un terreno para abrir un hotel y me propuso el proyecto. Estuve viviendo allí un año hasta que Bravo Resort abrió sus puertas. Nos pasábamos el día entero en la obra, aprendimos muchísimo y desarrollamos una relación intensa y bonita con los locales. ¡Una experiencia brutal! Fue mi primer gran proyecto y tras éste salieron otros. Me encanta volver, ya que es un entorno creativo completamente distinto al de aquí.

¿Cómo fue el proceso de ir desarrollando Bravo Resort?
R.S:
Fue un proceso constante de aprendizaje. Entender el clima, la cultura, su gente y materiales. Los procesos allí no tienen nada que ver con los nuestros. La artesanía sigue muy presente y has de respetar sus tiempos. Tratar de imponer es inútil, ellos no se adaptarán a ti, has de crear respeto y complicidad para conseguir resultados.

¿Con qué materiales trabajaste?
R.S:
Para mí la sostenibilidad es indiscutible. Una vez ahí, me planteé lo que realmente significa ese concepto. Es común asociar la construcción en climas tropicales con madera por la historia concebida y esa era nuestra idea inicial, pero, actualmente, eso ya no es sostenible. Iba por la isla y me ofrecían maderas tropicales estructurales todas ellas fruto de una deforestación totalmente descontrolada. Por eso decidimos buscar alternativas para la estructura. Optamos por diseñar una estructura prefabricada de acero. El sistema mimetiza las estrategias estructurales de las construcciones vernaculares, con sus triangulaciones para resistir los tifones y terremotos propios de la zona. Este esqueleto de acero lo pintamos en un tono verde propio de las barcas de los pescadores locales y trabajamos el resto de cerramientos con lo que nos ofrecía la isla.

roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-08
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-09

También estás con otros proyectos, incluso uno relacionado con el deporte y el wellbeing.
R.S: Así es. Ahora en junio abrirá el primer espacio de la cadena Lapso Studios en Barcelona y la idea es que vayan teniendo su sede en otras ciudades españolas. Buscamos que sean espacios donde cuidarse uno mismo, más allá del plano puramente físico. Lapso Studios es el lugar donde entrenar holísticamente y disfrutar del deporte desde y con alma.

Has estado también en ARCO Madrid con una lámpara con este nombre diseñada junto a Max Enrich. ¿Qué te fascina del diseño de producto? ¿Cómo fue la experiencia?
R.S: Max y yo nos conocemos desde la infancia, y, a menudo, comentamos temas de diseño. Un día, cenando en casa pensamos en una lámpara para el comedor y, justo entonces, me llegó el encargo de proyectar el stand de Koyac. Teníamos que captar atención hacia esta plataforma en una feria con un gran impacto visual. No podíamos usar obras de arte, ya que Koyac era una plataforma online que seleccionaba y curaba obras de algunos de los participantes de ARCO. Koyac pretendía abrir una puerta al almacén de las grandes galerías europeas acercando el coleccionismo de arte a gente sin bolsillos infinitos. Sintetizamos esta misión diseñando una pirámide que daba acceso a una sala oscura donde proyectar esas obras que Koyac mostraba al mundo. En esa sala oscura pensé que encajaba la lámpara de mis charlas con Max y ambos nos pusimos manos a la obra.

roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-07
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-14
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-21
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-10

¿Qué teníais claro que era necesario al haceros vuestra casa?
R.S: El piso estaba demasiado compartimentado y muchos de sus metros se destinaban a la mera circulación. Esto imposibilitaba la fluidez de la luz y el espacio algo muy necesario para nosotros. Hicimos aperturas y tiramos varias paredes ganando luz y profundidad. Proyectábamos nuestra forma de vivir. Lo que antes era un pasillo estrecho al entrar que recorría la casa, ahora es el corazón de la vivienda, donde todo tiene lugar.

Le disteis una vuelta completa al piso. ¿Es así?
G.C: Sí ese fue otro de los cambios simbólicos. Antes, el piso se abría hacia una galería a interior de manzana. Por lo tanto, el salón daba al patio interior y las habitaciones daban a la terraza. Lo invertimos para poder disfrutar del cielo y vistas más largas del exterior y aprovechar la luz diaria, que es muy importante para nosotros.
R.S: Hemos mantenido techos con molduras originales en las estancias preexistentes para preservar su esencia mientras que en las de nueva configuración hemos dejado las bovedillas vistas en un ejercicio de sinceridad constructiva. Nos gusta que el piso refleje el paso del tiempo y mantenga rasgos de sus distintas etapas. No queríamos armonizar volviendo a colocar molduras nuevas en aquellos techos que las habían perdido, ya que nos gusta que todo sea original y con un sentido; no vamos a replicar algo que ya no está. Estamos muy contentos aquí. Creo que estar a gusto en casa es la máxima expresión de uno mismo.

roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-03
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-12
roman-sarrio-arquitecto-gabriela-comella-diseñadora-tandem-creativo-entrevista-slowkind-22
Queremos agradecer a Román Sarrió y a Gabriela Comella el tiempo que nos han dedicado para poder realizar esta entrevista. Podéis descubrir más sobre ellos en gabrielforsach.com y romansarrio.com