HISTORIAS
Mesura. La arquitectura del respeto.

La creencia firme en el papel de la arquitectura como motor para una ciudad mejor y la búsqueda de la excelencia en todo detalle a la hora de trabajar definen el trabajo de Mesura, un despacho liderado por cinco socios (Jaime Font, Carlos Dimas, Marcos Parera, Benjamín Iborra y Jordi Espinet). Hablamos con dos de ellos para conocer mejor su trabajo.

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-destacada-01

 

¿Cómo nace Mesura?
Benjamín Iborra: Todos estudiábamos en la misma universidad, en ETSALS (Escuela Tecnica Superior de Arquitectura de La Salle), aunque somos de diferentes años y no llegamos a coincidir mucho durante por entonces. Aun así, en la fase final de la carrera se creó un equipo de fútbol en el que nos juntamos los cinco. De ahí surgió una hermandad que acabó por ir más allá. Juntos, decidimos presentarnos al concurso para jóvenes arquitectos Europan y ese fue el hito fundamental para el nacimiento del despacho.

¿Cómo fue ese concurso?
Benjamín Iborra: El ámbito del certamen es urbanístico y los participantes pueden escoger a qué ciudad se presentan. El que más ilusión nos hacía, pero que a la vez era el más complicado, era para Dubrovnik. Fue un concurso que ha marcado bastante la trayectoria del despacho, no sólo por el hecho de haberlo ganado siendo el concurso al que más gente se presentó, sino por el discurso que generamos con el premio.

¿Cuál era el tema de ese año?
Benjamín Iborra: Era Back to Citizens. Mucha gente optó por edificios icónicos, pero nosotros nos saltamos las reglas y decidimos que lo que necesitaba la ciudad no era, por ejemplo, una gran torre, sino una serie de plazas y paseos que ligasen todo el perímetro. Al fin y al cabo, el lema del concurso era devolver la ciudad a los ciudadanos.

Una forma de pensar diferente…
Benjamín Iborra: Nacimos en plena crisis inmobiliaria y eso nos ha dado unos valores que nos llevan a pensar fundamentalmente en qué necesidades se pueden abordar con los recursos disponibles.

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-02

 

¿Cómo surge el nombre Mesura?
Empezamos llamándonos D311 Studio, porque estábamos ubicados en un pequeño local de la calle Diputación, 311. Cuando la cosa empezó a ponerse seria, decidimos cambiar el nombre y, tras un enriquecedor debate entre los cinco, elegimos Mesura. Un nombre que a nivel comunicativo es una palabra fácil y que, sobre todo, tiene un significado, que refleja nuestra filosofía de trabajar con cierta contención. Somos arquitectos, pero hemos tenido que aprender a hacer interiorismo y otras muchas disciplinas.

En vuestra web decís que “buscáis lograr algo inolvidable”. ¿Cómo se consigue algo así?
Benjamín Iborra: Nos gusta la arquitectura atemporal, que no siga las tendencias. Conseguir que el usuario se encuentre en un espacio en el que la iluminación y la distribución le lleven a unas nuevas maneras de entender la vivienda, el despacho o el local. Usar los elementos de la arquitectura para conseguir que los usuarios tengan una experiencia que tal vez no podemos calificar de única pero sí de especial, que estén a gusto en ese espacio creado para ellos.

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-destacada-11-b

 

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-03

 

¿Qué dirías que os inspira?
Benjamín Iborra: Somos multidisciplinares y trabajamos en sectores muy diferentes, de modo que cada sector requiere una fuente de inspiración distinta. En el sector del retail se ha de estar al día, saber cuáles son los últimos materiales, cuáles son las atmósferas donde hoy la gente se siente a gusto. En cambio, en la arquitectura, las inspiraciones están basadas en la arquitectura autóctona pero sin apriorismos, investigando para afrontar nuevas maneras de abordar el proyecto.

¿Y cómo os identifica el cliente?
Benjamín Iborra: Creemos que damos al cliente una prioridad que, quizá, otros despachos no tienen como objetivo principal. Nosotros afirmamos que nuestros resultados serán excelentes siempre y cuando sean útiles para el cliente. Damos un servicio considerando que siempre está por delante la necesidad del cliente.

Jordi Espinet: A veces vemos que el cliente se está equivocando e intentamos explicárselo, pero sin generar un conflicto a partir de esa cuestión.

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-05

 

¿Qué aporta el hecho de ser cinco socios? ¿No puede ser un elemento de dispersión?
Benjamín Iborra: Aporta muchas cosas positivas. Una de ellas es que los egos han de desaparecer obligatoriamente, ya que de otro modo es imposible trabajar. Nuestra manera de ser se traslada al cliente y, así, el hecho de escucharnos mucho internamente hace que también seamos capaces de escuchar mucho al cliente.

Jordi Espinet: También nos ayuda a ser más rigurosos al expresar lo que pensamos, porque lo va a juzgar más gente. En definitiva, a construir las premisas de todo proyecto: trabajar con lo que necesita el cliente y con lo que nos ofrece el contexto del lugar en el que vamos a actuar.

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-06

 

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-destacada-10-b

 

¿Cómo fusionáis arquitectura e interiorismo?
Jordi Espinet: Desde el comienzo, muchos de los proyectos que hemos llevado a cabo eran de interiorismo, de modo que siempre lo hemos integrado de forma muy fuerte en todos los proyectos. Ahora lo planteamos de forma muy horizontal, integrada, y creo que esto es una característica significativa de nuestro estudio.

¿Hacia dónde queréis ir?
Benjamín Iborra: Nuestro objetivo principal es trabajar la arquitectura a escalas más grandes, sin renunciar a todos los otros sectores en los que participamos. Nos sentimos muy cómodos en ellos, nos gustan y siempre partimos con la misma filosofía, la misma intensidad, ganas e ilusión.

Jordi Espinet: Creo que nos aburriríamos si siempre hiciéramos lo mismo. Tener veinte proyectos distintos es algo que nos estimula mucho. Abre la mente y nos permite aplicar lo que aprendemos en residencial, por ejemplo, a centros comerciales o a restaurantes y de esta forma se van nutriendo todos los proyectos que hacemos. Además, aun siendo proyectos muy distintos, conseguimos que mantengan la identidad propia de nuestro estudio.

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-08

 

Habéis ganado diversos premios.
Benjamín Iborra: Es algo que tiene una doble lectura. La primera es que cuando ganamos un premio no nos cambia la vida, lo tomamos con la máxima naturalidad, aunque nos da mucha satisfacción y mucho respeto que un jurado haya decidido que nuestra obra merece un premio. La otra es que los premios te dan mucha visibilidad, generan una imagen que aporta muchas cosas positivas, hay gente que quiere venir a trabajar contigo, dan más confianza a los clientes, ayudan mucho. Para nosotros es crucial generar equipo.

Jordi Espinet: Nos interesa mucho la cultura de empresa. Que la gente quiera venir, que se sienta cómoda, parte de la familia Mesura y que Mesura se proyecte al exterior no sólo con los cinco socios sino con todo el equipo. La fuerza de este despacho es precisamente toda la gente que lo compone.

 

mesura-arquitectos-entrevista-slowkind-benji-iborra-jaime-font-jordi-espinet-carlos-dimas-marcos-parera-foto-09

 

Queremos agradecer al equipo de Mesura el tiempo que nos han dedicado para poder realizar esta entrevista. Podréis conocer más acerca de su trabajo visitando mesura.eu

 

Share Post